Biblioteca Oesterheld / Nro. 27

05/11/2003 en 12:53 | Publicado en 07) Boletín barrial | Deja un comentario


BIBLIOTECA OESTERHELD
Boletín informativo Nro. 27 – Noviembre del 2003

EN ESTE NÚMERO:
SUPLEMENTO notas bibliográficas

rondas
DE UN LADO A OTRO

Los científicos han dedicado siglos a estudiar el sistema solar, y apenas si han logrado descifrar sus leyes fundamentales. Sin embargo, en cualquier latitud, los hombres y las mujeres saben de días y noches, de estaciones frías y cálidas, de veranos más luminosos y noches largas de invierno. El ritmo de la vida es ése, lo que va y lo que viene, la alternancia y la continuidad, el día después de la noche y la noche después del día.

Una vez, alguien se detuvo a observar el universo durante un solo instante. Todo parecía fijo, estático, inmóvil. Sólo había día para unos y noche para otros, frío para los de aquí y calor para los de allá. Entonces todos quisieron dar vueltas y girar de un lado a otro. Los diurnos vagaban buscando algo de penumbra en tanto que los nocturnos salían a buscar la luz.
Hasta que algunos se dieron cuenta de que estaban en movimiento, que la quietud no era tal.
Algo está pasando. Como si algunos ruidos hubiesen despertado a otros tantos sueños, una rueda ha comenzado su movimiento y así la alternancia y la continuidad, el calor y el frío. La noche no tiene por qué ser eterna. Hay mañanas soleadas y oscuras, hay luz del verano y luz del invierno.
La Tierra gira alrededor del sol y cada día la luz del sol llega en un ángulo diferente.
Ya nada estará quieto nunca más.

qué más

ESPACIO FEMINISTA
Haciéndose un lugar

A partir de una propuesta de la Casa de la Mujer Azucena Villaflor, hemos organizado una nueva sección en la biblioteca que estará dedicada a textos relacionados con la problemática de la mujer. Ya estamos ordenando los primeros libros, y convocamos a todos aquellos que quieran aportar algún material.

Además, junto a este número del boletín hemos vuelto a editar el suplemento “Notas bibliográficas”, cuya intención es compilar ciertos títulos que pueden consultarse sobre determinados temas.
En esta oportunidad, entonces, lo dedicaremos a los textos que abordan la cuestión de la violencia hacia las mujeres. Algunos de ellos se encuentran en la biblioteca y otros fueron sugeridos por las Azucenas como material de interés.
El suplemento puede retirarse gratuitamente en los horarios de atención, o pueden acercarse a charlar con las Azucenas, que se reúnen los jueves a partir de las 19 hs. en el Galpón (16 Nro. 744).

EN OTROS BARRIOS
Libros de gira

En el Galpón de Romero (520 y 166) ya hemos ordenado cerca de 200 obras que están dando origen a una nueva biblioteca. Pero los libros de la Oesterheld también están empezando a circular en el barrio Malvinas (36 e/151 y 152) y en Las Rosas (158 y 517). Allí, en el espacio de encuentro generado a partir de distintos proyectos comunitarios, pusimos a disposición de los vecinos el catálogo completo (casi 4300 textos) para poder comenzar con los préstamos.

Los primeros interesados han sido los pibes, así que volvemos a pedirles a todos aquellos que puedan colaborar con textos infantiles y escolares, que los acerquen. Desde ya, mil gracias.

CONTACTOS
Por otros medios

Aquellos vecinos que quieran recibir este boletín a través del correo electrónico, pue¬den enviarnos un mail a bibliotecaoes¬terheld@hotmail.com y serán incluidos en las lis¬tas de destinatarios. También informamos que muy pronto quedará actualizada la página web de la biblioteca, en la que podrán encontrar, en¬tre otros datos, el catálogo de libros.

Recordamos que el uso de la biblioteca es gratuito.

piedra libre
Donde todo es posible

El Hobbit. J. R. R. Tolkien.

Este libro fue publicado en 1937, y desde entonces no ha dejado de deslumbrar a grandes y chicos…
Lugar: Hobbiton. El héroe: un hobbit llamado Bilbo. En esta increíble novela de aventuras no falta nada. Personajes increíbles que conviven con los hombres: magos, enanos, dragones, elfos, orcos; una criatura pacífica y bondadosa, Bilbo, el Hobbit, que se lanza a la búsqueda de un lejano tesoro, custodiado por un terrible dragón y en el camino… peligro, aventuras y un misterioso anillo con un extraño poder.
En la Tierra Media imaginada por Tolkien todo es posible.

lecturas

Las bolas de los bolitas

La pacatería argentina ha tenido la costumbre histórica de encerrar universos enteros de significantes contenidos en una sola palabra. Durante el decanato infame –vaya uno a saber por qué– tuvo especial desarrollo el concepto de “trucho”. Esta costumbre nacional ha sido aplicada con particular énfasis en discriminaciones, persecuciones y reacciones varias. Así, nuestro vocabulario se vio enriquecido con adjetivos discriminativos tales como “cabeza”, “subversivo”, “gallego”, “grasa”, “peroncho”, “zurdo” y una gran multiplicidad de etcéteras.
Pero si una palabra define la acumulación de racismo, violencia, soberbia, ignorancia y desprecio por lo diferente, esa palabra –claro está– es “bolita”. Bolita es la síntesis de lo que los argentinos no somos ni queremos ser. Bolita es negro y es pobre. Bolita es la síntesis de los “otros”. Bolita es alguien de quien se puede abusar desde cualquier lugar de poder, en especial “nosotros” que somos tan “piolas”, que vestimos a la europea y andamos en 4×4. Bolita es la feria, nosotros somos el “shopping”. Bolita son ajices y limone’, nosotros somos lomo Hereford. Bolita es petiso y gordito, nosotros somos altos, rubios y de ojos celestes. Bolita es indígena, nosotros: orgullosa sangre europea.
Bolita nunca es ingeniero, odontólogo o licenciado en marketing, como “nosotros”; Bolita es siempre albañil o verdulero, pocero o traficante de drogas. Podrían pasar por tintoreros, ya que tienen los ojos medio achinados, pero son demasiado negritos para eso y cualquier porteño bien pensante se daría cuenta del engaño.
Por supuesto, para completar la cosmogonía, Bolita es sucio, piojoso, ladrón y de no confiar. Además, se sabe, viven con muy poco, entonces le quitan el trabajo a los “nosotros” porque cobran sueldos menores, y usan “nuestros” hospitales.
Sin embargo, en los últimos días resultó que, además de las ferias y las puertas de los hipermercados, había Bolitas en otra parte. ¡¡Y muchos!!
Y resulta que salieron de las minas y los socavones, de cuidar llamas y vicuñas, de cultivar la coca y el maíz. Dejaron por un rato las islas del sol y de la luna, las selvas del oriente y las altiplanicies del occidente, los pantanos del norte y los salares del sur.
Salieron por la Puerta del Sol de Tiahuanaku, de Coroico y de Oruro, de Cochabamba y de Potosí, de Santa Cruz y de Sucre, de Uyuni y de Copacabana, de Valle Grande y de El Alto.
Y resulta que estos morochos y estas morochas con sus polleras de colores y sus zandalias, con sus huahuas y sus bolsones de coca; estos hijos de la tierra, tienen una dignidad más alta que el Huayna Potosí, una nobleza más profunda que las minas del Cerro Rico y unos huevos más grandes que el Lago Titicaca (1).
Y resulta que los Bolitas se cansaron de cagarse de frío mientras los señores del poder negociaban el gas natural para que se calienten los pies los gringos. Se cansaron y dijeron ¡¡NO!! Se cansaron y salieron a la calle y dijeron ¡¡NO!! Y les dieron palos y dijeron ¡¡NO!! Y les mataron a sus hermanos y dijeron ¡¡NO!! Y los invitaron a “negociar” y dijeron ¡¡NO!!
Resulta que estos Bolitas, negros, achinados, sucios, piojosos, coqueros, mansos, sumisos, pobres, indios, petisos, gorditos, verduleros, albañiles y recolectores de basura no quieren seguir entregando lo que les queda en el fondo de la tierra. Allí, donde se acumulan los cuerpos de los millones de indígenas que extrajeron la plata para que Europa primero, y otros mundos después, puedan tener el nivel de vida que hoy tienen. Para que –al cabo– puedan haber nacido empresas como Repsol, Shell, Exxon, Texaco, Standard Oil, que sacan el gas y el petróleo para que puedan calentar sus pies los plomeros de Minesotta y los jubilados de Lyon.
Probablemente los Bolitas no sepan de estos nombres raros. No olvidemos que además, son analfabetos, no saben lo que es el Dow Jones y el Nikkei, hablan en lenguas incomprensibles, pero les ponen a sus hijos nombres tales como Johnatan y Brian.
Por eso, probablemente, se cansaron y dijeron ¡¡NO!!
Por eso echaron a su Presidente, quien seguramente es al menos un poco más blanquito y más alto y sabe hablar en inglés y conoce lo que significa “Price & Waterhouse”. “Nosotros”, probablemente, nunca llamaríamos Bolita a ese señor presidente.
Por eso no son como nosotros.
Por eso, porque son Bolitas.

(1) Cuando éramos chicos, había un chiste muy inteligente que decía: Perú y Bolivia comparten el Lago Titicaca, en Perú se llama “Titi” y en Bolivia se llama “Caca”…

para no perderse

Literatura argentina
* El Eternauta – El regreso, Francisco Solano López, Pablo Maiztegui
* La Australia Argentina, Roberto J. Payró
* Copyright. Plagios Literarios y poder político al desnudo, Jorge Maronna, Luis María Pescetti

Novelas

* La vorágine, José Eustaquio Rivera
* Lluvia de noche, Mauro De Vasconcelos
* Las olas, Virginia Woolf

Cuentos

* El soviet en Marte, Alexis Tolstoi
* La Tertulia, estudiantes de la UNLP

Poesía

* Picado contrapicado, Rolando Revagliatti

Teatro

* Pájaro de barro, Samuel Eichelbaum

Educación

* Los mapas conceptuales – Cuadernos de apoyo didáctico, Luis Leonardo Mancini

Economía

* Comportamiento y crisis de la clase empresaria, Dardo Cuneo

Historia y política

* SITRAC-SITRAM. Del Cordobazo al clasismo, Gregorio Flores
* Cartas por la vida, Miguel E. Hesayne
* Historicismo e iluminismo en la cultura argentina, Fermín Chávez

Ciencias Sociales y Humanidades

* Simulación de la locura, José Ingenieros
* Robespierre y la psicopatología del Héroe, Jorge Thenon

Ensayos

* Elogio de la culpa, Marcos Aguinis

Escolares

* Biología. Integración, continuidad y evolución en los seres vivos, Lucy F. De Vattuone
* La punta del ovillo 5 – El taller de lengua, Cecilia Ansalone, Norma Salles

Infantiles-juveniles

* Un yanqui en la corte del rey Arturo, Mark Twain
* Moby Dick, Herman Melville
* Los dos tigres, Emilio Salgari

Publicaciones


* El Perseguidor – Nro. 8 – Octubre 2003

Notas: El Visitante / La cuestión electoral en los movimientos sociales / Las formas de lo posible / Macedonio Fernández / Senzanome. Se acabó nuestra niñez / Bestia Pop / De soñados a soñadores / El nuevo cine nacional no existe / Tan de primente / Susan Sontag. Contra la interpretación / La gallina pelada / El altar de la mariposa / Partes sueltas del condicionamiento por la piedra en libertad. Correo: auleunlp@hotmail.com

* Tintas del sur – Nro. 6 – Octubre 2003

Notas: Como quien va construyendo / La política en nuestras manos / Seguir avanzando / Sobre la articulación / En movimiento… (COPA) / Zanon Bajo control obrero / Conflicto con el Estado y el estado del conflicto / Romántica o puta / Después del corte… / Darío y Maxi, Dignidad piquetera / Un sueño pa’ soñar / La cabeza piensa donde los pies pisan / Con el Mocase / Revuelta en el patio trasero / La ocupación de Irak, la ofensiva imperial / Economía de guerra

BIBLIOTECA OESTERHELD
Boletín informativo Nro. 27 – Noviembre del 2003
Editado por la Biblioteca Popular Héctor Germán Oesterheld
Correo electrónico: bibliotecaoesterheld@hotmail.com

Anuncios

TrackBack URI

Blog de WordPress.com.
Entries y comentarios feeds.

A %d blogueros les gusta esto: